La Comisión Europea empeora los pronósticos y calcula que la economía de España caerá un 10,9 % este año

Noticias
Compartir

La cifra representa un punto y medio más de las proyecciones realizadas en mayo.

La Comisión Europea (CE) ha empeorado los pronósticos sobre la economía de España y calcula que el Producto Interior Bruto (PIB) caerá un 10,9 % en 2020 tras enfrentar las consecuencias de la pandemia. De este modo, el país ibérico será la segunda nación más golpeada por la crisis sanitaria en la Unión Europea, por detrás de Italia.

La cifra representa un punto y medio más de las proyecciones realizadas en mayo. Los expertos visualizan una contracción “sin precedentes” de las actividades en los primeros seis meses de este año. Mientras, el PIB de Italia se reducirá en un 11,2 %, y el de Francia registrará una caída del 10,6 %.

Sin embargo, el Ejecutivo comunitario prevé que la economía española empiece a mejorar en el segundo semestre debido al alivio de las restricciones impuestas por el brote de coronavirus y siga la misma línea en 2021, alcanzando un crecimiento del 7,1 % al terminar el año.

Según el informe de la Comisión, citado por EFE, el área del turismo internacional se verá agravada por la disminución de conexiones aéreas. Asimismo, el sector manufacturero se recuperará antes que el de servicios.

Aunque no se actualizaron cifras sobre el desempleo, se advirtió que habrá “un importante aumento de la tasa de paro”, cuyas previsiones en mayo apuntaban que alcanzaría el 18, 9 % en 2020.

Por otra parte, durante esta jornada, Bruselas estimó que la tasa de inflación española caerá al – 0,1 % en 2020 debido al incremento de los precios del combustible y rebotará hasta el 0,9 % en 2021.

Proyecciones del Banco de España

En junio, el Banco de España auguró, incluso en sus supuestos más favorables, una fuerte contracción de la economía del país a raíz de la crisis sanitaria del coronavirus. Según estas estimaciones, el Producto Interior Bruto (PIB) del país caerá entre un 9 % y un 15,1 % y la tasa de paro aumentará hasta alcanzar porcentajes comprendidos entre 17,1 % y el 22,2 %.

Es lo que se desprende de las proyecciones macroeconómicas elaboradas por la entidad, en las que se representan tres escenarios de gravedad variable: uno de “recuperación temprana”, otro de “recuperación gradual” y otro de “recuperación muy lenta”. La materialización de uno u otro dependerá de diversos factores, entre los que predomina la evolución de la pandemia y la gravedad de sus eventuales repuntes.

En cualquier caso, el Banco de España estima que la duración de esta crisis de la economía española se extenderá al menos durante los próximos dos años, pudiendo llegar incluso hasta 2023.

España recibiría más de 140.000 millones euros

De los 750.000 millones de euros que la Comisión Europea propone movilizar para ayudar a los países más afectados por la crisis del coronavirus, España tendría acceso a 140.446 millones, de los cuales 77.324  serían subvenciones no reembolsables y el resto (63.122) corresponderían a créditos a devolver.

España se sitúa así como el segundo país más beneficiado por este fondo europeo de recuperación, solo por detrás de Italia, que recibiría un total de 172.745 millones de euros, de los cuales 81.807 llegarían a través de transferencias directas para subsidios a fondo perdido y el resto en forma de préstamos.

Los restantes países recibirían cantidades inferiores, siempre en función del impacto que haya registrado en su territorio la pandemia. Así, Francia tendría acceso a un total de 38.772 millones; Grecia, 31.772 millones; Rumanía, 31.206 millones; Alemania, 28.806 millones; y Portugal, 26.361 millones. Por debajo de los 20.000 millones se situarían la República Checa, Hungría, Eslovaquia y Bulgaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *